Eduardo Falú, Lito Vitale - Tonada del viejo amor (Argentina)



Y nunca te'i de olvidar
en la arena me escribías
el viento lo fue borrando
y estoy más solo mirando el mar.

Qué lindo cuando una vez
bajo el sol del mediodía
se abrió tu boca en el beso
como un damasco lleno de miel
se abrió tu boca en el beso
como un damasco lleno de miel.

Herida la de tu boca
que lástima sin dolor
no tengo miedo al invierno
con tu recuerdo lleno de sol
no tengo miedo al invierno
con tu recuerdo lleno de sol.

Quisiera volverte a ver
sonreír junto a la espuma
tu pelo suelto en el viento
como un torrente de trigo y luz.

Yo sé que no vuelve más
el verano en que me amabas
que es ancho y negro el olvido
y entra el otoño en el corazón

que es ancho y negro el olvido
y entra el otoño en el corazón.

Herida la de tu boca
que lástima sin dolor
no tengo miedo al invierno
con tu recuerdo lleno de sol
no tengo miedo al invierno
con tu recuerdo lleno de sol.